Knock Knock

30 Sep
30 septiembre, 2014

Una chica, un conejo, varias pantallas y mucha creatividad. No necesitan nada más los chicos del grupo ucraniano Brunettes Shoot Blonde para contar una bonita historia de amor en su último video clip: “Knock Knock”.

Pero lo interesante de su videoclip no es la historia de amor, sino cómo está contada: Con una animación realizada sincronizado 14 clips de animación en las pantallas de 14 dispositivos diferentes, reproduciéndose en cada uno de ellos un trocito de la historia.

Y es que, cuando hay interactividad hay amor.

GIFS GO WILD

05 Ago
5 agosto, 2014

Por fin, los GIFS han saltado de las pantallas y han tomado las calles.

Gifs Go Wild es un proyecto artístico, obra del estudio londinense In Return, con el que se ha decorado las calles de Londres con decenas de GIFS.

En este proyecto han participado varios artistas destacados del mundo del GIF, quienes han llenado, no solo de color, sino de movimiento, las calles de la capital británica en un ejercicio realmente interesante.

 

CREAMLAPSE

01 Ago
1 agosto, 2014

Ver cómo se derriten varios helados delante de vuestras narices es una idea un poco retorcida con este calor , pero de verdad que merece la pena.

Creamlapse es un corto experimental realizado en timelapse con 3500 fotografías, donde varios helados se derriten, bella y dramáticamente, al son de Mr. Lonley de Bobby Vinton. Esta pieza es sin duda una verdadera metáfora de la vida.

El responsable de este corto, que ha sido un verdadero éxito viral en poco tiempo, ha sido el realizador sevillano Mateo Cabeza, quien ,viendo lo visto, va a dar muchísimo que hablar próximamente.

EL EMAIL

15 Abr
15 abril, 2014

Algo llama mi atención.

Salto con la mirada, desde la esquina de la pantalla del ordenador, al parque que hay tras mi ventana.

Hace una mañana de primavera estupenda. Una de esas que huelen, que se dejan sentir con los ojos cerrados y que casi puedes tocar con la punta de los dedos.

Unos niños juegan a coger en el parque, el sol brilla exultante en el cielo, y yo ya estoy allí.
Corren, se esquivan, hacen juegos de cadera imposibles para escapar unos de otros.

Cierro los ojos e inspiro fuerte.

Hace tanto tiempo que no veo a nadie jugar; jugar así, quiero decir. Jugar como solo un niño sabe jugar. Jugar sin pensar, sin preocuparse. Jugar por que sí, sin más, en mayúsculas: JUGAR.

Sigo allí, con los niños, en el parque; bajo la primavera, entre sus olores.

Algo me vuelve a llamar la atención. Ya no están. Se terminó el juego, se apagaron las risas.

Quietud.

Mi mirada se retrae, a través de la ventana, hacia la pantalla del ordenador. Vuelve buscando, como si de un niño que acaba de hacer una travesura se tratase, la esquina de la pantalla por donde escapó.

Parpadea una alarma de Outlook, tengo un email en mi bandeja de entrada.

¿Y si lo leo mañana? No quiero saber lo que dice.

Lo único que necesito saber ahora es que, es martes y hace un día maravilloso.

LA MENTIRA

02 Abr
2 abril, 2014

Soy un farsante.

Me hago pasar por alguien que sabe escribir.
Trabajo escribiendo anuncios, haciendo como que hago ingeniosos juegos de palabras; pero no tengo ni idea de nada de eso.

Soy alguien que piensa que ermita debería escribirse con h -“hermita”-, porque una h minúscula se parece mucho a una ermita, con su nave y su campanario. Porque si llueve, el resto de las letras podrían guarecerse dentro de la h. Porque la h es muda y nadie se enteraría de nada de esto que os estoy contando. Nadie se enteraría de que ermita se escribe con h, ni de que yo soy un impostor.

Sigo escribiendo.

Vivo con la angustia de que algún día me descubran: me desenmascaren.
Mientras, sigo redactando anuncios. Sigo haciéndome pasar por alguien que sabe utilizar Word y que entiende lo que garabatea.

Sin embargo: “Hermita” es mentira… y yo, un farsante.